La Provincia mantiene un Programa de Mediación y Conciliación Penal, explicó Ulf Christian Eiras Nordenstahl, profesor en historia, mediador y abogado, director del Programa de Mediación y Conciliación Penal del Ministerio Público, dependiente del Poder Judicial.


El profesional explica cómo, a partir de la promoción del diálogo con la comunidad, se ha ido instalando gradualmente una cultura para evitar la judicialización. Se trata de ir aportando con pequeños cambios, estratégicamente planteados, pero que tienen en vista una respuesta integral y orgánica para enfrentar la fragmentación de la vida social.

El proyecto está planteado a 20 años. Se inició a mediados de 2014 y ha mostrado resultados concretos. Se trata de un proyecto construido desde la comunidad y por ello “el programa es de nadie y la vez es de todos”, señaló el Director. El tercero que participa en la búsqueda de la solución debe ser legitimado por las partes del conflicto, para lo cual debe ponerse al servicio de la solución y contar con un equipo multidisciplinario que aporte con experiencia práctica. La experiencia Argentina aporta propuestas de soluciones con base en la comunidad aún antes de la judicialización. Se pueden someter al Programa aquellos casos en los que el fiscal entienda que resulta conveniente y exista expresa voluntad de las partes para ello; se trate preferentemente de conflictos familiares, vecinales o comunitarios o entre partes que mantienen una relación continua en el tiempo; cuando se requiera una solución en un marco de reserva y confidencialidad o exista interés social en la implementación de un proceso de negociación colaborativa1.


1. REGLAMENTO DEL PROGRAMA DE MEDIACIÓN Y CONCILIACIÓN PENAL, LEY 2879